Salvamento y Socorrismo testará un cinturón de seguridad acuática

La Real Federación de Salvamento y Socorrismo testará un cinturón de seguridad acuática que debe permitir la flotabilidad de la víctima

Evaluará la fiabilidad de la solución de autosalvamento y preventiva a petición de la empresa que lo ha desarrollado

La Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo realizará un test del cinturón de seguridad acuática desarrollado y patentado por una empresa nacional para evaluar su fiabilidad como elemento que permita el autosalvamento y el apoyo a los socorristas en casos de emergencia, dentro de sus acciones de investigación, innovación y desarrollo.

La Real Federación de Salvamento y Socorrismo testará un cinturón de seguridad acuática que debe permitir la flotabilidad de la víctima, 24 de mayo de 2019
Folleto descriptivo del cinturón de seguridad acuática que será evaluado por la Real Federación de Salvamento y Socorrismo.

La evaluación pondrá a prueba las características del cinturón mediante una serie de simulacros de rescates acuáticos en un entorno real, desarrollado por profesionales de la seguridad acuática a lo largo de dos sesiones en las que se recogerán los tiempos de actuación y eficacia en la respuesta con tres tipos de material: aro salvavidas, tubo de rescate y el prototipo del cinturón de seguridad acuática.

En los tres casos y en las dos sesiones, que tendrán lugar en escenarios distintos pero sobre la misma distancia de rescate, cincuenta metros, los socorristas especializados en salvamento acuático y certificados por la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo, deberán hacer la aproximación hacia la víctima inconsciente y trasladarla con las vías respiratorias fuera del agua.

Examen por la Comisión de Investigación

Según las especificaciones del elemento que será examinado en el marco de la Comisión de Investigación de la Federación por tres especialistas con el grado de doctor y en sendas sesiones de simulacro en las que intervendrán dieciséis personas en cada una de ellas, el cinturón mantiene las vías respiratorias de la víctima fuera del agua una vez accionado sin la necesidad de intervención de terceras personas.

Su funcionamiento se basa en el hinchado de un cinturón que pasa por ser un modelo convencional, pero que al activarse sube hacia las axilas, mientras que el flotador acumula aire en la parte frontal de la persona usuaria, de manera que hace que permanezca siempre boca arriba aunque esté inconsciente.

El cinturón permite además diversos accesorios, como una señal luminosa para la localización en condiciones de visibilidad reducida, aviso remoto en caso de activación y control de las constantes vitales de la persona accidentada.

Con este estudio, cuyo resultado será entregado a la empresa que lo ha encargado, la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo se abre a la evaluación y certificación de elementos fruto de la investigación e innovación. 24/5/19